Comparativa: Iraq  2001 versus Siria 2015 (¿esta vez SI a la guerra?)

Aunque la mayor parte de la gente no sepa explicar por qué, parece que toda ella sabe que el Mundo se rige por la acción de los intereses de élites económicas, financieras, militares y políticas, que pelean por cuotas de poder y manipulan a las masas con el control de la información. En los tiempos que nos ha tocado vivir, el actor principal es la oligarquía de Occidente, en contraposición a otros polos de poder o potencias emergentes. Habitualmente esas oligarquías occidentales van de la mano y sus objetivos no son contrapuestos, pero no siempre es así.

no guerra 2001

IRAQ 2001

Una de las últimas veces que Occidente ha mostrado dos frentes en disputa, fue a comienzos de milenio, con la Guerra de Iraq. El resultado final no fue de su agrado, y como es habitual, aprendieron rápido de sus errores.

En aquella ocasión, la facción que consideraba que era mejor no invadirla, y de paso hacer mella en la imagen de sus adversarios económicos, propulsó una intensa campaña por el NO a la Guerra. Indicaron que quienes apostaban por la intervención militar no tenían otro móvil que el petróleo y la suntuosa adjudicación de contratos. Y que el motivo que argüían – la hipotética existencia de armas de destrucción masiva – era un bulo. Y no hay manera más sencilla de convencer al imaginario colectivo cuando tienes la razón de tu lado. Aunque evidentemente no era por motivos altruistas. El ciudadano de a pie aprendió unas premisas claras, sencillas, y básicas, que resistían cualquier argumentación en contra:

1_ Buscaban una excusa para apropiarse de los recursos del país.

2_ Los mismos que perpetraron el atentado del 11S eran yihadistas que antaño habían sido financiados por Occidente en Afganistán contra la URSS.

3_ Sadam Husein no tiene relación alguna con Bin Laden y la existencia de armas de destrucción masiva no estaba probada ni tenía base alguna.

Para los más escépticos, el tiempo acabó dando la razón. Para otros no hizo falta esperar tanto. El que la CIA, el Pentágono o la Casa Blanca esgrimieran una sarta de acusaciones no era garantía de nada, sino todo lo contrario (vueltas da la vida, con el imaginario colectivo ahora). Y que estar en contra de la guerra, del Imperialismo, no significaba estar del lado de Sadam. Y el decir que la invasión estaba cimentada en mentiras es indiferente de lo que se piense de él. En resumen: se estaba en contra la invasión de un país. PUNTO. El jueguecito de hacerte ver del lado del dirigente de ese país no colaba. Y las causas humanitarias tampoco. Fuera los ejércitos de Iraq, y respecto a la situación interna de ese país, cuando no haya injerencia, ya hablaremos. Todo era susceptible a ser tratado, y posturas bien distintas sobre Iraq y su gobierno, se podían tratar una vez estuvieran fuera las fuerzas extranjeras. No eran las premisas ni de activistas, ni de actores politizados, sino de gente corriente con una información elemental, pero suficiente.

todos contra siria.jpg

SIRIA 2015

Cómo han cambiado las cosas desde entonces. En una entrevista al general norteamericano Wesley Clark – ex comandante de la OTAN – en el año 2007 para el canal Democracy Now, se detallaban los planes del Pentágono para invadir Iraq, Libia, Siria, Irán y otros desde el año 2001 hasta el día de hoy en adelante (1).

 

 

La opinión pública occidental actualmente – a diferencia de aquel 2001, ya que ahora no hay ninguna gran corporación que difunda información diferente – no se ha detenido a reflexionar sobre los siguientes puntos:

1_ qué casualidad que Libia, Siria.. todos ellos países con una invasión militar occidental habido o por haber – sea de manera directa, o sea financiando a demócratas, rebeldes u opositores en armas –  sean ricos en petróleo y/o gas natural. Encontrándose además en la ruta donde se provisionarían esos suministros desde oriente a los países europeos.

2_ A pesar de que se estuvo ocultando todo lo que se pudo, la base guerrillera contra los gobiernos de Libia y Siria eran yihadistas, a los que se ha financiado – como poco – desde el inicio de las respectivas guerras. ¿En qué se basan estas afirmaciones? Al caer Trípoli, se instauró la sharia como base del ordenamiento jurídico (0). ¿Si la hegemonía opositora no fuera integrista habría sido esta la fuente de leyes? Que Siria es un nido de extremistas de unos años a esta parte, y que combaten contra el gobierno de Al Assad es un hecho. ¿Eso combatientes han surgido de la nada? ¿Por qué no se debería pensar que si ya se financió tiempo atrás a Bin Laden para luchar contra la URSS no se haya hecho lo mismo en Libia, teniendo en cuenta en quién ahora ocupa el poder? ¿Y por qué si en Libia hace un par de años y Afganistán en los ochenta se financió a grupos extremistas, en estos momentos en Siria iba a ser diferente?

3_ La información que hemos recibido estos últimos años ha estado plagada de mentiras y manipulaciones respecto a Siria. Una pequeña muestra:

_ Se inventan una masacre que no existe, como la del bombardeo a una panadería de Alepo (2)

_ O la de bombardeos a incubadoras (3)

_ Para dar una imagen de régimen homófobo (en precisamente uno de los pocos estados laicos de la región) se publicitada un falso blog de una lesbiana represaliada en Damasco. (4)

_   Otro caso fue el de la mujer falsamente decapitada y mutilada (5)

 

4_ De la misma manera que la existencia de armas de destrucción masiva antaño no fue demostrada – y por tanto la gente no se la creyó – se deben demostrar para dar por ciertos los bombardeos de Gadafi en febrero de 2011. De hecho, el telediario de TVE de aquellas fechas aludía mucho a las vísceras y  la emotividad, y poco a la información sobre el terreno (se peude buscar en internet). También se deben dar pruebas de la autoría real de los atentados de Siria, atribuidos al gobierno sin pruebas que lo avalen. Esta noticia es del 2012:

https://agenciaafni.wordpress.com/2012/12/29/siria-uno-de-los-dos-miente%E2%80%8F/

A fecha 2016, con todo lo que ya es de dominio público y difundido, ¿por qué habría que creer la versión de la Casa Blanca y de todos los medios de comunicación generalistas que sirven a unos claros intereses?

 

 

El mensaje que deseamos transmitir es por qué lo que era aceptado como argumentaciones válidas y fáciles de asimilar en el 2001 actualmente ya no lo es, cuando si nos paramos a analizarlo, se trata de situaciones análogas. Campañas de desinformación masiva con noticias en algunos casos manipuladas, en otros casos afirmaciones no probadas, tanto antes como ahora. Integristas armados hasta los dientes, aliados de los occidentales, en ambos casos. Y sobre todo, un ansia despiadada de conquistar unos países y apropiarse de sus recursos sin escatimar en esfuerzos, década tras década.

 

La opinión que pueda yo tener de un país tan lejano y ajeno para los españoles como es Siria es indiferente para que aquellos que lo lean extraigan estas conclusiones: las prerrogativas fácilmente interiorizadas hace no tantos años perfectamente por ti ahora deberían servir exactamente, igual. Y ello no te coloca como ningún defensor de al Assad ni alguien que apoye a ningún tipo de matanza. Porque ya intentaron colocarte en esa posición en el 2001 y te mantuviste firme y con las ideas claras por tus convicciones. Si exploras por este blog, te vas a encontrar una interesantísima conferencia del embajador sirio dada en Madrid. En este artículo ni te voy a animar a escucharla, ni vamos a entrar a debate sobre sus contenidos. NO ES ESE EL OBJETIVO POR EL QUE LO ESTOY PUBLICANDO. Mis conocimientos sobre la política interna de allí son escasos, y puedo asumir que esté equivocado en lo poquito que sé, que tenga una opinión sesgada sobre la historia reciente del país. Da lo mismo. Pienses lo que pienses sobre mí (que soy un sectario, que soy mala persona, que tengo una visión idealizada del socialismo árabe) lo importante es que debemos llegar a un punto de vista en común en el que colaborar.

NO A LA INVASIÓN DE UN PAÍS CIMENTADA EN MENTIRAS.

NO AL EXPOLIO EN NACIONES DE ORIENTE MEDIO INVENTANDO UNA CAUSA HUMANITARIA COMO EXCUSA.

NO AL SUSTENTO DE TERRORISTAS CON NUESTRO DINERO PARA QUE MATEN POR LOS INTERESES DE UNA ÉLITE.

Y después, cuando se haya logrado expulsar a OTAN y sus vasallos, nos sentamos para arreglar nuestras diferencias sobre política internacional.

 

(0) http://internacional.elpais.com/internacional/2011/09/15/actualidad/1316037603_850215.html

(1) General Wesley Clark: plan de Estados Unidos en 2001 para invadir 7 países, incluída Libia

https://www.youtube.com/watch?v=k9SEP33h9FU

(2)  https://agenciaafni.wordpress.com/2013/01/05/siria-2012-yugoslavia-1992-y-las-panaderias/

(3)  http://elpais.com/diario/2006/12/31/internacional/1167519613_850215.html

 

La familia real kuwaití contrató a una empresa de relaciones públicas estadounidense para fomentar la guerra contra Irak. El primer fruto de la campaña belicista fue el testimonio de una joven enfermera kuwaití, que relató cómo los soldados iraquíes arrancaban de la incubadora a los recién nacidos y los dejaban morir por los pasillos. Hubo gran indignación en el mundo. Un año después se descubrió que la abnegada enfermera pertenecía a la familia real, vivía en París y se había inventado la historia.

En Siria repiten la misma propaganda de la Guerra del Golfo

https://www.youtube.com/watch?v=dKIPYLuVDnE

 

(4)   http://www.bbc.com/mundo/ultimas_noticias/2011/06/110613_ultnot_blog_falso_gay_damasco_siria_aw.shtml

(5) http://www.elmundo.es/elmundo/2011/09/23/internacional/1316772704.html

https://actualidad.rt.com/actualidad/view/33660-A-veces-martires-sirios-resucitan

 

 

 

Anuncios

¡NO A LA GUERRA!

https://plataformaglobalcontralasguerras.wordpress.com/

mani no a la guerra

 

Ni participación ni colaboración de España en la guerra imperialista!

1. Los atentados de París nos horrorizaron y dejaron consternados por la barbarie que supone el asesinato de trabajadores y jóvenes en sus momentos de ocio. Apoyándose en aquellos actos terroristas, los gobiernos imperialistas han organizado su agenda. Quieren ocultar que el origen de esos atentados fanáticos hay que buscarlo en la guerra imperialista de saqueo y destrucción de las naciones, de los estados, de sus infraestructuras, que las descoyuntan como naciones y pretenden hacerlas volver a la Edad Media (ahí están los ejemplos de Afganistán, Libia, Irak, Yemen, Siria…). En ese sentido van también los atentados de Túnez, Estambul, etc. Y la provocación de derribar aviones rusos por cuenta del imperialismo. Quieren ocultar que en su origen el fanatismo yihadista, empezando por Al Qaida y después Daesh (ISIS), fue mimado, armado y financiado por las monarquías del Golfo Pérsico, los EEUU, Turquía, Israel, Reino Unido, etc. Se quiere ocultar que es un engendro del imperialismo para destrozar a Siria e Irak. Tapando todo eso dan rienda suelta al racismo, criminalizan a millones de personas por su religión, raza u origen.

2. En Madrid hemos sufrido las acciones terroristas y las mentiras. El 11 de marzo de 2004, tres días antes de las elecciones generales, cuando España participaba en el guerra y ocupación de Irak, las bombas en los trenes de cercanías de Madrid fueron seguidas por las mentiras del PP presidido por Aznar, que quiso sacar votos del dolor y la rabia de la población. Sembró sospechas falsas para evitar que se pudiera relacionar el atentado con la intervención de España en Irak. El pueblo de Madrid y todos los pueblos del Estado español exigieron la verdad y echaron al PP del gobierno.

3. Hoy de nuevo los gobiernos procuran utilizar el dolor causado por el terrorismo yihadista para que las poblaciones les apoyen y así imponer los recortes y la guerra para capear la crisis capitalista a costa de los trabajadores y de los pueblos. Pero hoy como entonces ningún gobierno imperialista es capaz de controlar todas las consecuencias de su política militarista y belicista. Por eso el gobierno de Rajoy intenta ocultar hasta después de las elecciones del 20 de diciembre sus compromisos de participar en la carrera belicista como exigen con urgencia Francia, la Unión Europea y la OTAN.

4. El yugo imperialista del capital financiero es cada vez más oneroso para todos los países, y hay algo que cada vez es más claro a los ojos de todos: los que en nuestros países imponen paro, precariedad y recortes en enseñanza, sanidad o pensiones, los que privatizan servicios públicos y recortan libertades y derechos laborales, sindicales y políticos, son los mismos que organizan la guerra de destrucción de las naciones. Y así como la clase obrera tiene todo el derecho a defenderse de los ataques e imposiciones del gobierno de Rajoy, también los pueblos y sus gobiernos, como el pueblo sirio, tienen derecho a tener ayuda para defenderse de la agresión exterior defendiendo su soberanía y su independencia nacional.

5 . Ni Rajoy ni las candidaturas del PSOE, Ciudadanos y Podemos quieren que se hable de los planes de participación en la guerra. El “Pacto Antiyihadista” firmado entre otros por PP, PSOE y Ciudadanos en presencia de Pablo Iglesias, es un pacto para la intervención y participación en la guerra imperialista contra los pueblos del Cercano Oriente y África, y Siria en primer lugar, tal como han señalado las maniobras organizadas por la OTAN en el estrecho de Gibraltar. Ese es el plan para después del 20 de diciembre, cuando hayan pasado las elecciones, pero en el momento presente es un pacto de silencio sobre los bombardeos, sobre la guerra y la intervención en los asuntos de países soberanos.Rajoy y su campaña temen que les ocurra lo que en 2004, tres días antes de las elecciones, cuando la clase obrera y toda la ciudadanía se percató del engaño, y estableció una relación de causa a efecto entre los atentados en los trenes y la participación del gobierno del PP en la guerra de Irak.

Nosotros, como Plataforma global contra las guerras, tenemos la obligación de alertar a los trabajadores, a las organizaciones políticas y sindicales, a los movimientos sociales y a todos los demócratas sobre lo que está en juego y por eso llamamos a una

concentración ante el Ministerio de Asuntos Exteriores el 16 de diciembre, a las 19,30 h.
Contra la guerra, contra la participación de España en la misma,
contra la utilización de las bases españolas,
contra todo tipo de cooperación española en la guerra imperialista
Plataforma Global Contra las Guerras