La expulsión de los concejales de IUCM de Coslada (en tres apartados)

 

Por Antonio García Moreno, militante a Convergencia de la Izquierda, a título personal

Probablemente en fechas posteriores se publicarán artículos más elaborados por parte de compañeros sobre este asunto en concreto, y todas las repercusiones que puede conllevar. Voy a dividirlo en tres secciones para aquellos lectores que no tienen ni tiempo, ni ganas, de empaparse de la cada vez más empantanada situación de la política nacional. Se puede leer por partes. Si los precedentes los conoces, ve directamente a lo titulado “Entrando en materia: el caso de Coslada”.

Apartado 1. Libro del Génesis (o Episodio 1)

IUCM, “la Izquierda unida de Madrid”, fue desfederada en el verano del 2015. Esto es, dejó de ser la representación “autonómica” de esta comunidad en la IU Federal, el órgano nacional. Y sus 5000 militantes, expulsados. El partido estatal, dirigido por Alberto Garzón, creó una federación nueva, de distinto nombre, ya que el CIF no les pertenece, y por tanto no nos podía intervenir. Y abrió para esa nueva organización un nuevo proceso de reafiliación a los expulsados. Con derecho de admisión, evidentemente, porque nadie echa a 5000 personas para volverlas a readmitir a todas.

Los motivos, en nuestra modesta opinión, por nuestro deseo legítimo de mantener a IU (de España, no sólo de Madrid) como proyecto político propio de izquierdas diferente al populismo y nuevo ciudadanismo de Podemos – con el que colaborar en lo que haya que colaborar, y confrontar en lo que haya que confrontar -. Ello frente a esta nueva dirección de Alberto Garzón, que pretende la desaparición de este proyecto político – y sus siglas – por considerarlo caduco y obsoleto, para diluirse y ser integrado en Podemos. Y para conseguir ese fin éramos un obstáculo. No obstante, según la versión de esta nueva dirección nacional, el motivo de esta expulsión fue por no integrarnos en Ahora Madrid y los diversos “Ganemos..”  de los municipios madrileños. Con ello obvian que al ser IU una estructura federal, la organización de Madrid, IUCM, es libre e independiente de decidir cómo organizarse electoralmente. Y resumiendo mucho, no habíamos rechazado cada integración como si fuera un mero capricho. Sino porque en cada uno de esos municipios se silenciaba nuestro trabajo de legislaturas anteriores. No se nos daba voz dentro de cada una de esas agrupaciones electorales. No se nos permitía ser interlocutor (“hacernos visibles”) con la población local a pesar de nuestra experiencia y bagaje. Y sobre todo, porque se nos negaba cualquier tipo de fondos para mantenernos. O sea, para sostener nuestro proyecto político.

Apartado 2. Entrando en materia: el caso de Coslada

Volvemos a Coslada. Por todo lo indicado anteriormente IUCM allí tuvo candidatura propia independiente a Somos Coslada, la agrupación ciudadana equivalente a un Ganemos. Y obtuvo tres concejales estas elecciones pasadas. Como esta reformulada y podemizada nueva Izquierda Unida no reconoce a IUCM, y considera que “se han apropiado de sus siglas” (que no..), ahora escribe una carta al alcalde de Coslada, el socialista Ángel Viveros, para que les expulse. O sea, para que pasen  a “no adscritos” y sean declarados “tránsfugas”. Según indica hoy una noticia publicada: “acusándoles de tránsfugas y pasando a ser no adscritos, el PSOE de Coslada, impide a estos tres ediles presentar mociones. Su nuevo rol se limitará a asistir a las comisiones informativas y a votar los acuerdos plenarios.”. También dejan de percibir sueldo. O sea, ya no podrán trabajar. Votar sí. Pero las propuestas del resto de los partidos, no las suyas/nuestras propias.

Interesa ahora analizar la situación de Coslada. EL PSOE-PSM está gobernando con el apoyo, entre otros, de IUCM. En este caso concreto, la mayoría digamos “progresista”, es amplia e incluso sin los tres votos de los compañeros tiene holgura para seguir como estaban. Pero todo se puede complicar si extienden esta manera de actuar, y vuelven a mandar la misma carta al resto de municipios donde IUCM tiene concejales propios y donde su apoyo ya SÍ puede ser determinante para que el PSOE siga gobernando. Habría que evaluar la situación de municipios como Getafe, Móstoles, Leganés, Fuenlabrada, Arganda o Alcalá de Henares, casi nada. Los compañeros de Coslada están evaluando la legalidad de esta actuación del alcalde y no descartan recurrirla por vía judicial. En el futuro próximo a la espera de ver si esta fea treta se repite en otras partes, mi formación decidirá cuando considere si seguirá dando el apoyo al PSOE en el resto de municipios donde ellos rigen en minoría. Las consecuencias serían terribles, porque se abriría la puerta a mociones de censura que ganaría el PP, con probable apoyo de Ciudadanos. Nadie desea eso, salvo el PP, claro está. El gran beneficiado de todo este entramado (la nueva política..). Pero de hacerlo en un momento dado, qué se le podría reprochar a mi partido, en el momento que sus socios de gestión nos desproveen de recursos, voz y posibilidad de acción política. Por supuesto sería la última opción, pero está presente.

Apartado 3. En la piel de la IU podemito-garzoniana

Veamos la irresponsabilidad de este proceder. Hay una organización sobre la que no pueden hacer nada, absolutamente nada, y que les molesta cómo se llaman, ya que induce a la confusión, aunque nunca ha sido nuestra intención. Cómo se llaman, y lo que hacen. Por ello han encontrado el momento para “vengarse de ellos” políticamente, y desterrarles. Y han empezado con Coslada. Más allá de lo que puedan opinar estas personas de nosotros, qué debería pensar el ciudadano medio de ellos, cuando con la cantidad de problemas que tienen en el día a día gastan energías en silenciar a un partido ajeno, con el que “se supone” que deberían compartir básicas sensibilidades. Obsesionados en restarles recursos y capacidad de acción política. Los compañeros de Coslada ya no es que trabajen bien, eso es una opinión personal. Es que a nadie se le puede pasar por la cabeza que sus propuestas no sean útiles e interesantes para el municipio. Y cuando no lo sean, están en minoría, y el resto de grupos municipales pueden rechazarlas todas las veces que quieran.

Si IUCM decide retirar el apoyo a los socialistas en los pueblos citados y con ello gobernar el PP, Unidos Podemos tendrá la osadía de echarnos la culpa de ello, cuando en su mano estaba no abrir esa espoleta, sabiendo la factible reacción en cadena de graves hechos que se podrían producir de manera legítima y lógica. Estos tipos no valoran la aportación de otros grupos municipales, ni siquiera con los que se podría presumir una mínima afinidad. Ni dedican su jornada laboral a las actividades propias de su cargo: resolver los problemas de su población. Invito a que meditéis desde casa si están capacitados para su desempeño. Si os ha valido la pena haberles votado. Si miden las consecuencias de sus actos. Si piensan en alguien más que en ellos mismos. Si se mueven por algo más a lo largo de la semana que por el rencor. Si con estas confabulaciones, esos titulares vacíos y esos numeritos en los plenos lo que de verdad esconden es una incompetencia manifiesta para sus cargos.

El PSOE-PSM, probablemente siguiendo directrices de Pedro Sánchez, si decide plegarse a las presiones de Unidos Podemos, será porque asume la necesidad de llevarse bien con ellos si quiere en el corto o medio plazo contar con su apoyo y volver a gobernar alguna vez en los planos estatal y autonómico. Tendría sentido. Ahora, por motivos que me harían extenderme ya demasiado, saben perfectamente que no es un partido estable en sus planteamientos. Ni de fiar. En ese sentido nuestra trayectoria y actitud siempre ha sido más honesta y de cara. Aunque fuera simplemente por mera comparación. Está por ver si Podemos, de reciente creación, tiene proyección futura o le queda poca duración. O si su propuesta pervive en el tiempo, y en un futuro no tan lejano abandona esos ataques de bipolaridad (política) y llegan a acuerdos de modo natural que ahora parecen imposibles con otros partidos de la “casta” (como nosotros). Ferraz no debería tener tanta prisa y esperar la evolución de acontecimientos. Porque a día de hoy, no les debería rentar ir de la mano con ellos. Y mañana, pues ya veremos.

¿Les parecen surrealistas e improductivas las trifulcas de las “izquierdas”, patéticas? Sepan aquí que ha habido círculos de poder muy interesados en subir a la cúspide a niñatos con una inmadurez y unas ansias de poder desmesuradas. Esos círculos de poder no son estúpidos.

El daño que están haciendo a la militancia tradicional es lo de menos. Los principales afectados son ustedes.